25 agosto, 2010

La tele

La mayoría de las veces la televisión sólo nos muestra basura, entretenimiento barato y morralla para llenar los momentos vacíos o de aburrimiento que tenemos.
Bueno, cumple su función, y, aunque podría ser más educativa, funcional y/o práctica, ahí está... es lo que es y lo que hemos dejado en que se convierta.
De vez en cuando, en alguna serie o programa sueltan una "perla"; una frase que tiene bastante sentido y alguna interesante reflexión. Si te pilla en un momento de lucidez puedes quedártela y usarla, o, como pasa la mayoría de las veces, se pierden como lágrimas en la lluvia.
A veces no la dicen, sólo ocurre algo que, con similitud a Los crímenes de la calle Morgue, una situación te lleva a una reflexión, que te lleva a otra y se desencadena una sucesión de pensamientos que te lleva a iluminar la bombilla por ti mismo/a.
...
Me hace gracia cuando me preguntan que de dónde saco tanta energía... la respuesta es fácil: al igual que Vincent Anton Freeman no guardo nada para la vuelta. ¿Para qué reservarme? ¿Acaso va a venir algo mejor? Al revés, cuanto más me reserve, menos posibilidades tendré de pasármelo mejor.
No, no es cuestión de olvidarse del futuro... es cuestión de disfrutar el presente. Toda acción tiene sus consecuencias, y hay que ser responsable, por supuesto... pero pensar en el futuro tampoco debe significar olvidarse del presente. Quizá mañana sea mejor, pero también quizá no haya un mañana. Si ahorras mucho y no gastas quizá seas el más rico de la residencia de ancianos... pero... ¿y lo que te has dejado en el camino? ¿y lo que te has perdido hasta entonces?
¿Qué es más importante el destino o el viaje? Seguramente ambos... hay que ir a alguna parte, pero no te olvides de disfrutar el camino.

El problema es que... cuando estás tranquilo/a y a salvo, no sabes si te estás perdiendo algo.
Publicar un comentario

Impunidad

Soy consciente de que no todos son corruptos, pero también soy conscientes de que permiten la corrupción por omisión. Por no hacer nada. Pue...